Silicon Valley buscan escritores y poetas 1

En Silicon Valley buscan escritores y poetas

Las letras están de moda en Silicon Valley. Aunque normalmente pensemos en ingenieros, físicos o programadores cuando hablamos de las empresas del norte de California, lo cierto es que la evolución de la inteligencia artificial ha provocado que estas empresas tecnológicas precisen de un toque humano para sus productos. Veamos por qué está causado este fenómeno y cómo el futuro de los bots puede cambiar las reglas del juego en internet.

Las profesiones que busca Silicon Valley.

¿Qué son los bots y hacia dónde se dirigen?

Diminutivo de robot, la palabra bot hace años que viene sonando en los círculos más apegados al mundo de internet. Sin embargo, es ahora cuando empieza a hacerse notoria su necesidad en empresas tecnológicas. Los bots son aplicaciones que buscan humanizar los procesos automáticos de los servicios digitales: desde responder preguntas al usuario de una web hasta lanzar publicidad en redes sociales o abrir cuentas de correo electrónico. Es decir, un bot se comporta como un humano para que el usuario sienta que hay alguien escuchando al otro lado. Curioso, ¿verdad?

En los últimos tiempos, el crecimiento de los bots es constante: spambots en redes sociales,   chatbots para consultas online en ecommerce o bots de edición en comunidades colaborativas, como Wikipedia. Estos pequeños robots tienen diferencias culturales, realizan interacciones complejas y se relacionan entre sí. Y, en un futuro no muy lejano, serán clave en las relaciones entre los propios humanos. A veces, el progreso puede asustar…

En Silicon Valley necesitan escritores

Las profesiones que busca Silicon Valley.

El futuro de los bots que acabamos de ver, donde la mayoría de empresas necesitarán automatizar tareas al mismo tiempo que darles la mayor humanización posible, implica que estas mismas compañías requerirán de profesionales cualificados que den ese toque humano a la tecnología. Los sistemas de inteligencia artificial de los próximos años harán que hablar con un robot no sea muy distinto a las actuales comunicaciones con un call center, por ejemplo.

¿Cómo conseguir ese objetivo? Gracias al talento artístico de profesionales de las letras: redactores de ficción, actores o poetas. Según el destinatario al que se dirija, el asistente puede tener una personalidad más pueril, un lenguaje más formal o un tono sarcástico. Se trata, en definitiva, de moldear una personalidad humana a un sistema artificial. Eso sí, cada vez más inteligente…

Esos sistemas de inteligencia artificial necesitan construir su propia historia de vida. El storytelling, tan presente en el marketing, se traslada también al futuro de los bots y provoca que poetas, escritores y comediantes sean los encargados de dar “vida” a estos asistentes virtuales para que sean capaces de responder preguntas complejas, interactuar por su propia iniciativa con humanos e, incluso, lanzar sus propias conclusiones lógicas.

Aplicaciones de los bots en el futuro

Ya llevamos tiempo lidiando con esos asistentes virtuales, más o menos acertados, que distintas compañías han ido incorporando a sus sistemas operativos. Pero la aplicación de los bots va mucho más allá de esta pequeña ayuda para nuestros smartphones. Robyn Ewing, escritora de guiones para la industria americana del cine y la televisión, lleva años trabajando en un asistente virtual con aplicación en el mundo de la enfermería que interactúa con los pacientes y les recuerda que deben tomar sus medicinas o les pregunta qué tal se han levantado ese día.

El ecommerce es otro de los sectores que se beneficiará de los bots del futuro. Hoy día ya podemos entrar en una web de ventas y encontrarnos con un dependiente preocupado en satisfacer nuestras necesidades, responder preguntas sobre cualquier producto o mantener una conversación cordial con nosotros. Puede que, en pocos años, el propietario de la web no tenga la necesidad de disponer de un teléfono de atención: el asistente se encargará de todo.

Son los novelistas y otros profesionales con experiencia en crear personajes de ficción quienes mejor saben dar personalidad a estos asistentes. Ellos se han especializado en dotar de psicología humana a seres, en principio, inexistentes. Ahora, con el futuro de los bots cada vez más cerca, también se encargarán de dar rasgos antropológicos a seres artificiales.

Y tú, ¿cómo ves la evolución de la industria tecnológica y su apoyo en los sistemas de inteligencia artificial? ¿Crees en este futuro de los bots?




No hay comentarios

Añadir más